16 jul. 2007

LA MUERTE DE EL BUDA...













La tremenda muerte de Jesucristo, es bien conocida en el mundo occidental, no así la del Buda, llamado entre sus contemporáneos el "Bendito", el "Despierto", el "Bienaventurado", el "Iluminado", el "Precioso", el "Principe de la Luz"... aunque Él siempre prefería que lo llamaran y así se refería así mismo como el "Tathagata", término sánscrito que significa: "El que ha hecho, lo que ha venido a hacer"...poniendo durante toda su vida, un énfasis especial en el que todos le imitaran en realizar su destino último, que no es otro que el de desbloquear nuestra divinidad interna, nuestra divina potencialidad, a través de la meditación diaria, no importa el trabajo ú obligaciónes familiares que desempeñemos simultaneamente.

Durante 45 años enseñó incansablemente el Noble Octuplo Sendero, que conduce a la extinción del sufrimiento y al Parinirvana (La Liberación Final) y cuyo esencia podemos resumir en el logro de los TRES LOGROS:

1/- El establecimiento de una VIDA ETICA (a través de la Recta Acción, el Recto Sustentamiento y la Recta Palabra), el eje de esa vida ética, es el no herir ni causar ningun mal, a ningún ser creado, sin ninguna clase de excepciones.(Ni siquiera una flor debe ser cortada...).
El Taoismo, afirma tambien, "Sin Etica, como podría haber Estética?"

2/- El CONTROL MENTAL, obtenido a través de un perseverante esfuerzo, en el cultivo de la atención en el estado de presente, y de la ecuanimidad, fluyendo a cada instante, "Dejando ir lo que ha de ir, dejando venir lo que ha de venir.." sin reaccionar, sin apego al deseo, ni aversión en el contacto con lo percibido, a través de los sentidos y la mente...

3/- La obtención de la verdadera SABIDURIA, que es siempre, la experiencia directa del conocimiento superior, obtenido de cualquier fuente genuina de verdad.


Al igual que Jesucristo, jamás poseyó ni valoró ningun bien material, los bosques fueron sus casas, las estrellas su techo, las hojas caidas su cama...

"Nada hay en el Universo, que podamos reconocer como mio o nuestro, ni siquiera el cuerpo, que un dia habremos de devolver, a través de la descomposición de sus agregados al deposito universal de la Materia, que de nuevo lo utilizará."

Al final de sus dias, el numero de monjes y monjas ( que a diferencia del actual budismo, no reconocía jerarquia alguna, ni privilegio de sexos.

En el budismo tibetano actual por ejemplo, solo los varones pueden ostentar el titulo de Lama, y sus privilegios de clase y Técnicas de realización mas elevadas, estan vetadas a la mujer, que tan solo puede ser monja (1).
Algo parecido a la Iglesia Anglicana y de Roma); se contaba por miles en el norte de la India, y cientos de ellos le seguian de aldea en aldea.

Tan solo descansaba y se establecía habitualmente en los bosques próximos a los pueblos, cuando llegaban los monzones y el invierno, siempre a la intemperie, el "Tathagata" mendigaba su alimento, igual que sus bikhus (monjes), y si algo sobraba, se repartía de forma inmediata entre los más necesitados.
Ya había cumplido 80 años, y sus seguidores , observando su decadencia fisica, le exhortaban una vez y otra, para que nombrara un sucesor, ú estableciera alguna clase de jerarquia entre los monjes y monjas, El siempre se negó a ello, diciendo:

"En el Universo, ningun ser es superior a otro, ni debe inclinarse ante nadie, solo hay un Maestro, que es el Dharma (La Enseñanza), y aún ella no debe jamás imponerse por la fuerza a ningun ser."

Nunca ordenó nada a nadie, y aún en su más extrema vejez y decrepitud, lavaba su ropa y atendía sus necesidades.
Tan sólo su amado primo Ananda, le asistió en sus últimos meses de vida, en aquellas cosas que le era imposible realizar por sí solo.
Su primo Devadatta, que odiaba al "Bendito" desde la infancia, y le seguía siempre, urdiendo toda clase de maldades, y atentados; viendo la decrepitud de las piernas del Buda, que apenas le sostenian; sobornó a un kornac (dueño y conductor de elefante) para que lanzara sobre él, a un paquidermo que era muy agresivo y lo arrollara.
El kornac, emborrachó al elefante, y este enloquecido arremetió contra la comitiva de Buda y sus monjes, los que aterrorizados huyeron abandonando al "Tathagata", que sereno continuó sin alterar su paso.
Cuando el elefante estaba próximo a embestirle con sus enormes colmillos, lanzando bramidos, el "Bienaventurado" abriendo su corazón, exhaló amor sobre él, y al punto éste se detuvo, y amansandose completamente, se postró a sus pies y gimió...
Su compasión se derramaba por doquier, irresistible.
Yogui de yoguis...Maestro de maestros..
Señor de la fuerza y el control...
Su primo Ananda, advierte su tremenda decadencia fisica, y adivinando la proximidad de su extinción física, le ruega que prolongue unos años su estadía en este plano de vida, el "Sereno", con infinito amor le responde:

"Aunque pudiera, amado Ananda, no lo haré, antes que yó hubo otros Budas y murieron, ¿Cuantas veces he decirte, que porque hay vida, hay muerte?..lo que el Tathagata ha venido hacer, ya lo ha hecho. La Enseñanza no muere..sea la Enseñanza el refugio, el Maestro y la senda. Pues lo que el Tathagata ha hecho, solo al Tathagata sirve!"

Poco tiempo despues, el fiel Sariputra, uno de sus discipulos más sabios , conocido tambien como "Vajra" ( "El Diamante") por su agudeza mental y portentosa memoria, acude a visitar al Buda, y le pide que le otorge permiso para ir a morir a Nalaka y asistir a su anciana madre, que proxima tambien a su muerte, necesitaba intrucción y ayuda espiritual.
Buda, envolviéndolo en amor, lo bendice desde su inmenso corazón...y le otorga permiso para abandonar el cuerpo.
Sariputra, era tambien muy anciano, solo un año menor que Buda, y durante 44 años le siguió por los polvorientos caminos del norte de la India.
Con los años se había convertido en un fiel propagador de la Enseñanza, y tenía numerosos discipulos que le seguian fervorosamente.
Reuniendolos a su alrededor, se despide de ellos con estas palabras, muy parecidas a las que poco despues pronunció el "Despierto" :

" Os exhorto a que persevereis en la meditación. No desfallezcais. Proseguid hasta la Liberación Final (El Nirvana) "

Despues de asistir amorosamente a su madre y habiendola ayudado a penetrar en la senda de la liberación, Sariputra dice:

"He cumplido con mi madre, la bramín Rupa-Sari, y he pagado la deuda de gratitud por haberme criado con amor."

Subitamente se agrava, entonces en presencia de algunos bikhus, recita sus famosos versos, que demuestran lo desapegado que estaba de esta vida fisica y de su cuerpo:

"No me alegro de morir
pero tampoco de vivir...
con sosiego y conciencia abandono mi cuerpo
no me alegro de morir
pero tampoco de vivir...
como el jornalero que alegremente recibe su paga
quiero dejar este cuerpo.."

entonces dirigiéndose a sus discipulos, les dice:

"Cuarenta y cuatro años, hermanos mios, hemos vivido y viajado juntos. Si en este tiempo os he sido desagradable con alguna palabra ú obra, perdonadme, os lo ruego !"

Sobrecogidos por su grandeza y humildad, sus monjes le contestan sollozando:

" Venerable, te hemos seguido, como la sombra sigue al cuerpo, jamás hemos tenido de tí el menor desagrado. Perdónanos tú a nosotros, si en algo hemos errado."

Al declinar el dia, el "Diamante" se envuelve con toda serenidad en su túnica naranja, cubre con ella su cabeza, dejandose caer sobre su lado derecho, adopta la posición fisica perfecta para la muerte, la postura del león dormido...
Su mente poderosa, se disuelve en la mas perfecta abstracción, abandona los planos de la mente inferior ó concreta y pasa al estado de conciencia de la cesación en la percepción externa y la sensación....
Disueltos en Su Divino Maestro, corazón, conciencia y mente...
Exhaló su último aliento y entró gloriosamente consciente, en el Parinirvana (Liberación Total)...
Era el plenilunio mas potente del año, Kartikai.
Mucho mas al sur, en Tamil Nadú, la luna llena iluminaba la Sagrada Colina de Arunachala.


Poco despues, Mogallana, otro de los discipulos mas amados del "Bendito", es apuñalado y herido de muerte.
Reúne todas sus fuerzas, para llegar a los Pies del Maestro, y rendir en ellos su último aliento...
Ananda se deshace en llanto.
Buda abre su corazón a Mogallana y lo absorve en su luz..
Luego dando una lección de control y serenidad, dice:

" Felices vivimos los que no odiamos, entre los seres que odian, felices vivimos los que amamos, entre los que no aman.."

Con Ananda y numerosos bikhus, llega a Beluva, con signos claros de una enfermedad que lo agota rapidamente...
Unicamente, su determinación y su enorme poder, logran concentrar sus pocas energías, y cuando Ananda una vez más insiste en que viva más, le dice:

" He enseñado y demostrado en mi, los efectos de la Verdad. Ahora la Enseñanza es el Maestro, la Doctrina su Luz. Que nadie espere nada de nadie, únicamente vosotros podeis recorrer el sendero de la Libertad, los Maestros solo pueden indicar el camino a seguir..!"

Al poco llegaron a Vaisili, Ananda como siempre sollozaba, al observar la rapidez con que el "Precioso" se deterioraba...
Buda lleno de amor le decia:

"Ay Ananda !...porque te apegas de esta forma a mí?..acáso no he explicado que todo lo compuesto se tiene que descomponer?...sé firme y permanece en la ecuanimidad !"

Manda reunir a sus monjes, y les dá su gran Sutra final:

" Bikhus, en este Universo todo lo que se levanta, ha de caer, todo lo joven ha de envejecer. Todo encuentro, acaba en el desencuentro, todo lo que se construye en la ruina, todo nacimiento, en la muerte..
Sólo el perseverante esfuerzo en la practica diaria de la meditación, el control mental y la vida ética, puede liberaros definitivamente del sufrimiento, la enfermedad, la muerte y el renacimiento en este pequeño planeta del dolor...
El Tathagata abandonará este cuerpo en tres meses.
Que nadie sufra por ello o se sienta solo.
La Doctrina es el Maestro.
Permaneced unidos en el instante mismo del presente, pues en él viven el pasado y el futuro...
Permaneced en la lucidez y en la ecuanimidad.
Todo fluye, todo cambia, no es posible bañarse dos veces en el mismo rio...
Nada permanece, y todo se diluye entre los dedos del tiempo..
Todo aquello que tiene un principio, a de tener un final..
Todo lo que ha nacido, debe morir...
Todo aquello que percibais a través de la mente es transitorio, insatisfactorio y carece de esencia propia...
Lo que en realidad sois, no conoce el dolor, ni la insatisfacción ni la tristeza, ni la muerte..
Lo que en realidad sois nada desea, pues al poseerlo todo no carece de nada...
Lo que en realidad sois, está mas allá de la mente..y habita en el perfecto silencio de las perfectas Conciencias de vosotros mismos..
que es lo único que jamás cambia..
Que es eternamente inmutable, ilimitado.. é infinito..
Desconfiad de los engañosos pensamientos, pues ellos solo engendran miedo y preocupación...
Hay un camino a recorrer para alcanzar lo que sois siempre...
Recorredlo sin demora..
Levantad vuestras mentes y vuestros cuerpos...y no descanseis hasta recorredlo..

Os exhorto a ejercitar y purificar la mente con la diaria meditación..!
Os exhorto a vivir en la moralidad y en la ética..!
Os exhorto a encontraros a vosotros mismos en la experiencia del conocimiento superior, que es la autentica Sabiduria que libera ! "


Entonces, la anciana esposa del Buda, la inefable Yasodhara, la que fué mujer mas bella de su tiempo, supo que el "Bendito" habia anunciado su muerte, envolviendose en su manto de viaje, partió en su busca..
Hacía tiempo, que Yasodhara se habia hecho bikhu (monja) y practicaba con diligencia la Hermosa Enseñanza, poniendose a los pies del "Despierto" le dijo:

" Señor, quisiera extinguirme antes que tu. ¿Me será concedido? .."

Buda cubriendola con su amor, le dijo:

"- Te será concedido, mi muy amada Yasodhara. Te será concedido."

Un mes despues, ella se extinguía, alcanzando la gloria suprema de la Liberación, lejos fisicamente de donde el Buda se hallaba..
Aunque las conciencias de ámbos eran yá eternamente Una...

Rahula, el hijo de ámbos, que ya era bikhu desde los siete años, llevó la noticia al "Perfecto"...
Padre é hijo gozaron con el logro de la Sublimidad alcanzado por tan excelsa mujer...

Con su cuerpo totalmente minado por la enfermedad, Buda llega con un grupo de fieles seguidores al pais de los los mallas, y se instala en el Bosque de los Mangos, propiedad de un devoto suyo llamado Chunda, que al saber la llegada del "Tathagata" , corre presto a invitarle a comer a su casa al dia siguiente.
Buda a pesar de que conoce a través de su poderosa clarividencia, todo lo que ello le habrá de acarrear, acepta, al ver el amor que Chunda pone en su invitación.
Los cocineros de Chunda pasan la noche preparando la comida del dia siguiente, cuyo plato principal sería un guisado de carne de cerdo, algo muy apreciado en esa época y lugar.
Chunda sirve personalmente al "Bendito" un abundante plato, Buda intuyó que la carne no estaba en buenas condiciones, debido sin duda al calor reinante, pero no queriendo desairar a Chunda, acepta la comida, si bien le pide que nadie más debería de comer esa carne, que a sus monjes se les sirviera otra comida, y que la olla que la contenía , fuera enterrada de inmediato.
Chunda reverentemente cumple con todo lo sugerido por el Buda, y éste despues de terminar su comida y agradecerle a Chunda su hospitalidad parte hacia Kusinara.
Pocas horas despues, el estado del "Bendito" se agrava rapidamente, y le sobreviene una tremenda y dolorosa hemorragia...el guiso habia envenenado su débil cuerpo, Buda siente que no tendrá energías suficientes para llegar a Kusinara, y pide a Ananda que pliegue su manto en cuatro, y que le traiga agua del rio Kukutha que estaba proximo.
Tras beber y descansar un breve tiempo, reúne con su potente voluntad las energías suficientes, para desplazarse él solo, hasta el rio y bañarse.
Luego se acostó nuevamente sobre su remendado manto naranja, y dijo a Ananda, que convocase a todos.

" Que nadie vaya a despertar el más mínimo remordimiento en Chunda, porque su comida me haya hecho daño. Mas bien al contrario, hay que felicitarle para que se sienta feliz, por la buena acción de habernos ofrecido sus alimentos.
Que nadie diga lo contrario, porque atentaría contra el principio de la verdad.
Gran mérito acumula el que dá aquello que cree poseer.
Tambien quiero añadir, que Ananda ha sido un asistente impecable, sabedlo oh bikhus!"
Finalmente dice:

"Os exhorto a trabajar diligentemente por vuestra liberación !"

Despues se hundió en el silencio interno.
Adoptando la postura del león dormido, envolvió su cabeza en el gastado lienzo
de su hábito...
Su inigualable mente recorrió las regiones mas elevadas y sutíles....
y pasó por las más lúcidas expansiones de la consciencia, atravesando todos los estados de la absorción...disolviendo su mente en el más allá del más allá...
El silencio más absoluto se estableció en ese instante increible...
Toda la naturaleza quedo absorta y retenida en el planeta, cuando el "León del Dharma", con la elegancia con la que la hoja de un mango se desprende de su
árbol, abandonó serena y conscientemente su cuerpo....y se disolvió en la Luz del Parinirvana !
Todas las flores en ese instante, encogiéndose en un acto de amor, exhalaron a la vez su fragancia más intensa, como callado homenaje al Principe de la Luz...
--------------------
Nota:
(Aquellas personas interesadas, en conocer con mayor amplitud como el budismo tibetano, discrimina espiritualmente a la mujer, puede encontrar mayor información en el libro "Una cueva en la nieve", escrito por Vicki Mackencie (Tenzin Palmo), Editorial RBA -Colección INTEGRAL.
Es un relato apasionante, de como una mujer monja budista tibetana , ha luchado y lucha, por la igualdad espiritual entre sexos.
Algo incomprensible aún en pleno siglo XXI...)